Soluciones a problemas de hardware #1


Esta entrada presenta la lógica y procedimientos técnicos para resolver problemas comunes. En una PC las fallas más simples de detectar generalmente son las que están ligadas a componentes específicos, como la plata de audio, la unidad óptica o el mouse. Por otra parte, los desperfectos más difíciles de encontrar son los relacionados con la inestabilidad y los casos en que una PC no enciende. Esto ocurre porque entran en juego varios componentes críticos: la placa base, el microprocesador, la memoria, la tarjeta gráfica y la fuente de energía.

1.- La PC no enciende

Cuando una computadora no enciende, debemos verificar si la fuente le está entregando energía al resto de los componentes internos. La mejor forma de comprobar esto es observando si los coolers, tanto del procesador, como los del gabinete o tarjeta gráfica, somo así también el ventilador propio de la fuente, están girando mientras mantenemos encendido el equipo.

Existe una forma muy simple de comprobarlo: en el momento que damos arranque, debemos mirar fijamente a algunos de los coolers de la PC. Si el ventilador que estamos observando se mueve ligeramente y se detiene, es debido a un cortocircuito en el equipo.

Esta forma tan fácil de comprobar la existencia de cortocircuitos es posible gracias a la línea que une la fuente con la placa base, llamada Power Good, que tiene un retraso de unos milisegundos. En ese breve lapso la fuente comienza a enviar tensión a los dispositivos. Pero entonces Power Good avisa que hay un cortocircuito y se corta el suministro, para evitar mayores daños al equipo o la fuente en sí.

En caso que el desperfecto siga ocurriendo incluso después de habar desconectado todas las placas de expansión y unidades de almacenamiento, debemos centrar nuestra mirada en la placa base. Es muy posible que haya dos o más bornes (o pines) en contacto por error. Por ejemplo: los conectores que alimentan algún ventilador (CHA_FAN o VGA_FAN) que no se estén utilizando y, por accidente o un mal trabajo de nuestra parte, hayan quedado en contacto y -por ende- en cortocircuito. Es allí cuando debemos desconectar el equipo de la corriente eléctrica y con un destornillador plano o una pinza de punta enderezar los pines torcidos hasta su posición original.

Si trabajamos dentro del gabinete con mucha fuerza y sin tomar las precauciones básicas, podemos generar estos descuidos que provocarán un cortocircuito al dar arranque a la PC

Si trabajamos dentro del gabinete con mucha fuerza y sin tomar las precauciones básicas, podemos generar estos descuidos que provocarán un cortocircuito al dar arranque a la PC

Un pequeño descuido como un tornillo olvidado dentro del gabinete puede provocar que un equipo entre en cortocircuito y se daña al encenderlo.

Un pequeño descuido como un tornillo olvidado dentro del gabinete puede provocar que un equipo entre en cortocircuito y se daña al encenderlo.

Este artículo ha sido extraído de:
Revista USERS POWERS nº 117

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s